Your address will show here +12 34 56 78
Web TV
La Comisión Europea  apunta alto en su batalla contra el impago de impuestos por parte de las grandes multinacionales, con una decisión histórica, que obliga a Apple a devolver 13.000 millones de euros a Irlanda que considera que debería haber pagado en impuestos. Por su parte Irlanda se niega a reclamar el dinero al gigante tecnológico estadounidense y defiende su marco fiscal, por lo que anunció que llevará el caso ante la justicia de la Comunidad Económica Europea. La información fue suministrada por el ministro de Finanzas irlandés, Michael Noonan, quien no ha ocultado el temor de Dublín de que el país deje de ser visto como “un lugar atractivo y estable” para la inversión. La estadounidense Apple alega que cumple las leyes y paga los impuestos que debe en los países donde opera. La investigación de la CE pone al descubierto parte del entramado empresarial utilizado por Apple para desviar los beneficios que obtiene de sus ventas a Irlanda y tributar parte de los mismos allí a una muy baja tasa efectiva del impuesto de sociedades. Los 13.000 millones de euros que Irlanda debe reclamar a Apple equivalen a los impuestos que, según los cálculos de la Comisión, la empresa no pagó a Dublín de 2003 a 2014, año en el que el país cerró el ejercicio con un déficit de 7.195 millones de euros (un 3,8 % de su PIB).
0